CareerBuilder Menu Search Search

Cinco formas de revitalizar tu búsqueda de trabajo

Robert Half International

  • Email

Según el Bureau of Labor Statistics del Departamento del Trabajo de Estados Unidos, un 19.3 por ciento de los trabajadores a tiempo completo estuvo cesante durante 27 semanas o más durante el año 2006.  Si has estado buscando trabajo por algún tiempo, existe una buena posibilidad de que te sientas frustrado al no encontrar nada.  Mientras más tiempo estés buscando empleo, es más probable que parezca que nunca encontrarás algo.

Sin embargo, el mercado laboral permanece sólido para profesionales altamente calificados y con la estrategia correcta, puedes aumentar significativamente tus posibilidades de obtener el cargo que buscas.  A continuación te presentamos cinco formas de evitar la frustración y revitalizar tu búsqueda de trabajo.

1. Vuelve a consultar posibilidades anteriores. 
Es probable que hayas enviado muchos currículum en la primera etapa de tu búsqueda y hayas recibido respuestas de unos cuantos directores de recursos humanos o incluso te hayan entrevistado.  Aunque no te ofrecieron trabajo, esto no significa que estas empresas no se interesen por contratarte ahora, en especial si llegaste a las últimas etapas del proceso de entrevistas.  Así que considera ponerte en contacto con las empresas con las que te comunicaste al principio para expresar que aún tienes interés en trabajar allí y para averiguar si existen nuevas vacantes.

2. Amplía tu red. 
Una de las mejores formas de encontrar trabajo es mediante conocidos porque los currículum provenientes de personas que te recomiendan por lo general son mejor considerados por los directores de recursos humanos.  Si has hecho contactos mediante amigos y familiares y aún no encuentras trabajo, es hora de ampliar tu lista de contactos.  Habla con colegas y gerentes anteriores, con ex alumnos de la universidad y miembros de organizaciones profesionales a las que pertenezcas.  O bien planifica entrevistas informativas en las empresas que te interesan para que tengas un contacto cuando se abra una vacante de trabajo.  Recuerda que nunca está de más restablecer contacto con las personas con las que ya has hablado, ya sea para hacerles saber que aún buscas trabajo o para especificar mejor el tipo de cargo que esperas encontrar.

3. Determina tus puntos débiles y fortalécelos. 
En vez de hacer pequeños cambios en varias áreas de tu búsqueda de trabajo, es mejor volver atrás y dar un vistazo a la búsqueda desde una perspectiva más amplia.  Las posibilidades que tendrás al cambiar un aspecto de tu búsqueda basándote en las áreas donde presentas mayores problemas, pueden tener un gran impacto en tu éxito con los empleadores.

Por ejemplo, supongamos que has ido a varias entrevistas y te han llamado para hacerte entrevistas adicionales en algunas empresas.  Sin embargo, aún no has recibido ofertas.  El problema podría radicar exclusivamente en tus habilidades al momento de ser entrevistado. Después de todo, tu currículum y carta de presentación demuestran bastante interés por la empresa.  Así que en vez de tratar de "arreglar" algo que está bien, es decir, tu postulación, dedícale atención adicional a tus habilidades al momento de ser entrevistado.  Podrías revisar las preguntas que los directores de recursos humanos ya te han hecho hasta el momento y practicar tus respuestas con un amigo que te pueda hacer críticas. 

4. Toma clases o talleres. 
Nunca está de más mejorar tus habilidades.  Puedes tomar una clase y desarrollar habilidades en una nueva área.  O quizás te has dado cuenta de un requisito que no tienes y que aparece en las descripciones de trabajo que te interesan.  Por ejemplo, si eres editor o escritor y los trabajos a los que postulas a menudo requieren "uso básico de HTML," tu falta de conocimiento en esta área impedirá que consigas un nuevo cargo.  Tomar clases en línea o en una universidad local, o incluso trabajar con un amigo que conoce este lenguaje de programación, te puede ayudar a actualizarte y mejorar tu comerciabilidad.  Sólo asegúrate de actualizar tu currículum luego de adquirir un conocimiento nuevo o fortalecer tu competencia en cierta área.

5. Busca un trabajo temporal. 
Mientras probablemente te encuentras en la búsqueda de un trabajo de tiempo completo, podría valer la pena que consideres trabajar como un profesional temporal.  Los trabajos temporales no sólo te pueden ayudar a desarrollar nuevas habilidades, sino que tendrás la posibilidad de conocer a personas que en el futuro podrían convertirse en valiosos contactos.  Además, una actividad temporal podría perfectamente transformarse en un cargo de tiempo completo.  En una encuesta realizada por Robert Half International, aproximadamente uno de cuatro ejecutivos aseveró que el beneficio más importante de contar con trabajadores temporales es que sirve para evaluar a un posible empleado antes de hacerle una oferta de trabajo de tiempo completo.

No importa lo que hagas para reactivar tu búsqueda de trabajo, sólo asegúrate de prestar atención a todas las oportunidades laborales que se te presentan, incluso aquellas que al principio no parecen alentadoras.  Por ejemplo, un cargo que no ofrece el salario inicial que esperabas puede tener otros beneficios, como la posibilidad de ascender rápidamente dentro de la organización.  No es posible saber lo que te llevará a tu próximo trabajo, pero permanecer motivado y vigente te ayudarán a encontrar finalmente un empleo.

Robert Half International es la primera y más grande empresa especializada en recursos humanos, con una red global de contactos de más de 350 oficinas en toda América del Norte, Europa, Asia, Australia y Nueva Zelanda.  Para obtener más información sobre nuestros servicios profesionales, visita  www.rhi.com.


Last Updated: 21/04/2008 - 10:38 AM


Article Reprints
Permission must be obtained from CareerBuilder.com to reprint any of its articles. Please send a request to reprints@careerbuilder.com.